50 Plantas con flores blancas

Las plantas de flores blancas aportan frescura a cualquier jardín. Se pueden combinan con otras de cualquier otro color en parterres, borduras y macetas, y son especialmente útiles para iluminar rincones sombríos, donde estas flores reflejan y multiplican la luz. Las flores blancas también son las más visibles al anochecer, por lo que son perfectas para un zona de descanso que se utilice principalmente por la noche.

Los pétalos de las flores blancas suelen estar salpicados por otro color -rosa, azul o verde, por ejemplo- lo que ayuda a combinarlos fácilmente con otras plantas. También puedes diseñar un espacio monocromático, inspirado en el famoso jardín blanco de renombre mundial en Sissinghurst, Kent.

Muchas plantas de flores blancas también tienen un rico aroma, lo que ayuda a atraer polinizadores al jardín, sobre todo por la noche. Hoy te proponemos 40 de las mejores plantas con flores blancas, divididas por temporada de floración.

Plantas con Flores blancas para el invierno

camelia sasanqua

Plantas de camelia con flores blancas
Camellia sasanqua – © Lucas

La camelia es un arbusto con flores de colores rosados, rojos, púrpuras, etc., pero algunas variedades también son preciosas plantas con flores blancas. La especie es de origen asiático y llegó a Europa en el siglo XVI, consiguiendo tanta aceptación que en la actualidad hay más de 3000 variedades diferentes. La planta puede llegar a medir entre los dos y cinco metros de altura, y se cultiva tanto en macetas como en el suelo del jardín. Camellia florece entre noviembre y diciembre, cuando otras flores no abundan en el jardín. Es un arbusto de hoja perenne cuyo follaje, verde intenso, tiene interés durante todo el año. Debes cultivarla en suelo ácido o en una maceta llena de sustrato para acidófilas.

11 diferentes variedades de camelias

Sarcococca confusa

Sarcococca, plantas de flores blancas
Sarcococca confusa – © Claudia Rutherford

Sarcococca es un género de unas 20 especies de plantas con flores nativas del este de Asia y del Himalaya. Sarcococca confusa, conocido también como boj dulce, es un arbusto de hoja perenne que proporciona color durante todo el año y florece desde diciembre a marzo con pequeñas flores de rico perfume. Cultiva Sarcococca confusa al sol o a la sombra, según el clima, en un suelo húmedo y bien drenado y disfruta de las bellas flores blancas de estas plantas. Su tamaño puede llegar a ser de 2m de alto por uno de ancho.

Calluna vulgaris

plantas de brezo con flores blancas
Florecillas blancas de brezo

Los brezos florecen en invierno en diferentes tonos, pero también son plantas con pequeñas flores blancas. Las diminutas campanas de los brezos llenan todo el tallo de color. Algunas variedades empiezan a florecer ya en noviembre, pero suelen estar en su apogeo de enero a marzo. Puedes cultivar brezos como cobertora, en el suelo, o en contenedores. Su tamaño es como una esfera de unos 25 cm.

Cuidados del brezo, una planta que da color al jardín en los meses fríos

Daphne

Plantas con flores blancas de Daphne – © Pauanz

Dafne es un arbusto ideal para jardines pequeños. Es una planta de hoja perenne que da flores deliciosamente perfumadas en pleno invierno. Cultivar algún arbusto de dafne cerca de una terraza o a la entrada de casa, es lo ideal para apreciar la dulce fragancia de estas plantas con flores blancas. Crece a pleno sol o sombra parcial y su tamaño 1,5 m de alto por 1,5 m de ancho.

Un jardín lleno de aroma para disfrutar con todos los sentidos

Viburnum tinus

viburno, plantas con flores blancas de exterior resistentes al sol y al frío
Flores de Viburno

Viburnum tinus es un arbusto de hoja perenne con hojas oscuras, brillantes y fragantes flores de color blanco rosado en invierno. Quizás lo conozcas como viburno o durillo, dos de sus nombres comunes. Este último le viene al pelo, ya que es un arbusto muy resistente. Se puede cultivar formando un seto o como arbusto aislado en una bordura mixta a pleno sol o sombra parcial. Sus dimensiones de planta adulta son 3m de alto x 3m de ancho. Nos encanta el tono de las flores blancas que produce estas plantas.

Helleborus níger

plantas de eleboro con flores blancas
Flor blanca de eléboro

Helleborus niger es una especie de eléboro que florece durante todo el invierno e incluso parte de la primavera. Lo puedes encontrar en viveros y centros de jardinería en la temporada navideña. Crece a pleno sol o sombra parcial, según lo fresco que sea el clima. Estas pequeñas plantas, de flores blancas, crecen hasta unos 30×30 cm de alto y ancho.

Eléboros en flor

Lonicera x purpusii ‘Winter Beauty’

Plantas de lonicara con flores blancas
Flores de Lonicera x purpusii ‘Winter Beauty’ – © Martyn Hird

Lonicera x purpusii ‘Winter Beauty’ florece a finales del invierno sobre los tallos desnudo que se llenan de flores color blanco cremoso con un dulce perfume. Es un atractivo arbusto caduco que crece extendiendo ramas arqueadas. Las flores blancas de estas plantas resulta muy atractivas para los insectos y en invierno proporcionan una esencial fuente de néctar para los primeros abejorros y otros polinizadores. Su ubicación ideal es a pleno sol. Puede llegar a medir 2m de alto x 3m de ancho.

Clematis cirrosa

Flores blancas moteadas en rosa de la Clematis cirrosa

La Clematis cirrhosa produce flores fragantes en invierno, de tonos crema o blanco, generalmente manchadas en rosa que son una fuente de néctar vital para los abejorros. Cuando las flores blancas y rosadas de estas plantas maduran, aparecen unas atractivas cabezas de semillas llenas de pelillos. Prospera en suelo húmedo pero bien drenado en un lugar soleado y protegido. Es perfecta para trepar por una pérgola, arco o celosía que le dé soporte. Resiste heladas ligeras pero puede que no sobreviva a los inviernos severos. Puede alcanzar una altura de 2,5 m y ensanchar hata 1,75 m

Clematis cirrhosa, una trepadora con flores en invierno

Galanthus

Florecillas de Galanthus

La campanilla de invierno se extiende por el jardín a fines del invierno y con ellas se asocia la llegada se la primavera. Puedes comprar plantas en maceta o cultivarlas a partir de bulbos plantados el otoño anterior. Son otra fuente de néctar temprano para las abejas. Estas pequeñas plantas de flores blancas crecen mejor con una sobra brillante, y solo alcanzan 15 cm y 10 cm de alto.

Crocus

crocus de flores blancas
Crocus de flor blanca

Las plantas de crocos o azafranes abren sus flores blancas a fines del invierno, proporcionando color al jardín y el néctar que los polinizadores tanto necesitan en invierno. Puedes cultivarlos en macetas o dejar que se naturalicen en el jardín. Quedan fabulosos medio asilvestrados entre el césped, en zonas que no se pisen mucho, o creciendo alrededor de los arbustos de una borde. Salen a partir de bulbos plantados en otoño, en un lugar soleado. Sus dimensiones no superan los 10 cm x 5 cm de alto y ancho.

Crocus: cómo plantar, cultivar y cuidar bulbos de estos bonitos azafranes

Plantas con flores blancas para la primavera

anemone

Anemone nemorosa – © Yvonne

Las anémonas de color blanco puro son únicas para iluminar un rincón parcialmente sombreado del jardín en primavera, donde crecerán formando una masa blanca. Las anémonas son plantas de bosque que prosperan en un suelo rico y húmedo pero bien drenado. Su tamaño no supera los 15 cm de alto y los 15 cm de ancho. Son variedades destacadas la especies Anemone nemorosa y la Anemone blanda ‘White Splendour’. 

Zantedeschia

Flores de cala

Conocidas también como cala o alcatráz, Zantedeschia es una planta origina en Sudáfrica muy popular como planta de jardín o en macetas. Florecen de finales de invierno a principios de primavera produciendo enormes espatas de exótico aspecto. El hermoso follaje de hojas anchas y color verde brillante de esta planta se suma a su valor ornamental. La mayoría de las calas son sensibles a las heladas y sus rizomas se pueden almacenar durante el invierno y luego volver a plantar la primavera siguiente. Las dimensiones de la planta depende de la especie, pero pueden llegar con facilidad al metro de altura.

Cómo plantar, cultivar y cuidar calas

Hellebore

Los eléboros comienzan a florecer a finales del invierno y continúan, a menudo, hasta finales de la primavera. Tienen a su favor que son plantas de muy bajo mantenimiento, solo necesitas abonarlos después de la floración. Las flores también proporcionan néctar y polen para los abejorros y otros polinizadores. Prosperan en una ubicación con sombra moteada y pueden llegar a medir 75 cm de alto x 75 cm de ancho.

Eléboros en flor

Narcissus

Narcisos blancos

No somos pocos los jardineros que esperamos con impaciencia el alegre movimiento de las flores de los narcisos. Las variedades amarillas quizás sean las más populares, pero hay muchas variedades blancas o en tonos crema muy especiales. Las hay también con un rico perfume. Los bulbos de narciso de plantan en otoño, en un lugar soleado o ligeramente sombreado, donde crecerán año tras año. Cuando la flor se marchita se debe cortar pero dejando el follaje para que muera de manera natural y así almacene energía en los bulbos para la siguiente temporada. Después también se cortan las hojas. Las medidas de una planta de narciso rondan los 30 cm de alto x 10 cm de ancho.

Narcisos silvestres, muchos en peligro de extinción

Erythronium albidum

Erythronium – © Ann Chapman

El eritronio es una pequeñas planta bulbosa originaria del este de Norteamérica, donde crece silvestre en los bosques. Se cultivan por sus bonitas flores en forma de estrella o de pequeño lirio con pétalos inclinados hacia atrás. Al ser plantas boscosas, prosperan en lugares sombreados como en la parte exterior de una bordura o debajo de un árbol de hoja caduca. Crecen a partir de pequeños bulbos que parecen dientes de perro, de ahí que también se le conozca como violeta de diente de perro. su nombre común Las hojas aparecen primero, en febrero, seguidas de las flores. La planta adulta mide unos 30 cm de alto x 30 cm de ancho.

Polygonatum odoratum

plantas con flores bancas
Sello de Salomón y sus pequeñas flores colgantes

El sello de Salomón es una planta herbácea perenne con flores blancas colgantes que cuelgan de tallos arqueados. Se desarrolla mejor en sombra moteada o completa, por lo que puedes plantarla con otras plantas amantes de la sombra como las anémonas y los helechos. Sus dimensiones son 60 cm de alto x 45 cm de ancho.

Convallaria majalis

Muguet – © Luc LEROY-DERENNE

Más conocida como convalaria, muguete o lirio de los valles, Convallaria majalis, esta pequeña planta herbácea tiene tallos arqueados con flores blancas en forma de campana y un perfume maravilloso. Se cultiva principalmente como cubresuelos en lugares sombreados. Sus dimensiones no superan los 25 cm x 25 cm.

tulipa

tulipan de flor blanca
Tulipanes de flor blanca

Ya sabrás que hay tulipanes de formas muy variadas y casi todos los colores imaginables, incluidos los blancos puros. Los bulbos se plantan en otoño, a pleno sol, en macetas o en un borde del jardín. Algunas variedades blancas muy interesantes son «Spring Green», «Purissima» o «Catherina».

Tulipán de flor doble

Clematis

clematis de flores blancas
Clematide Avalanche

Muchas clemátides florecen en primavera, incluidas variedades blancas como Clematis armandii o Clematis avalanche. Sus flores son más pequeñas y menos llamativas que otras florecen en verano, pero se trata de una planta que se extiende enormemente y se llena de flores. Las clemátides ocupan muy poco espacio en el suelo y son perfectas para cubrir una cerca, una pared o un enrejado.

Cuidados y mantenimiento de las clemátis

Rhododendron

Flores de rododendro – © Waldemar Jan

Hay rododendros y azaleas de una variedad enorme de colores diferentes, pero también los hay de un blanco impoluto o moteados. Son arbustos excelentes para un lugar parcialmente sombreado con suelo ácido y húmedo. El tamaño depende de la variedad pero hay rodrodendos que alcanzan los 2,5 m de altura y 2,5 m de ancho.

Philadelphus coronarius

Celindo repleto de flores blancas – © pepebarambio

Conocido también como filadelfo o celindo, éste es es un hermoso arbusto que tiene flores de color blanco puro a fines de la primavera y principios del verano. Es una popular planta ornamental muy cultivada en jardines de las regiones templadas. Sus flores están deliciosamente perfumadas con un aroma que recuerda al azahar. Su altura puede llegar a los 3,5 metros, al igual que su envergadura.

Leucanthemum maximum

margaritas de flores blancas
Margaritas gigantes

Las margaritas gigantes son plantas herbáceas perennes que crecen a partir de rizomas, su reproducción es bastante sencilla mediante la división de las matas en primavera o sembrando las semillas que se recogen cuando la flor madura. Las inflorescencias de Leucanthemum maximum se concentran en forma de capítulo solitario terminal, con flores centrales en forma de tubo que forman el disco central de color amarillo y flores liguladas en el borde, parecidas a pétalos de color blanco.

Son perfectas para componer macizos de vivaces en el jardín y sus largos tallos hacen que resulten ideales como flor cortada. Dependiendo del cultivar, puede alcanzar una altura entre 0,5 y 1,20 metros , con una extensión similar.

Leucanthemum maximum, margarita gigante o margaritón

Pelargonium grandiflorum

Flores grandes y blancas de Pelargonium grandiflorum – © Stefano

Conocido también como geranio pensamiento, este pelargonium se muestra en una amplia variedad de colores diferentes que también incluye el blanco. Es una planta perenne de porte erguido muy ramificada, que puede alcanzar más de medio metro de altura. Su popularidad reside tanto en su belleza como en que es una de las especies de geranio más resistente a la mariposa o polilla del geranio, una plaga que en poco tiempo puede acabar con la planta.

Geranio pensamiento, una variedad de pelargonio con flores grandes

Iberis sempervirens

Iberis, flores blancas
Flores de carraspique

El carraspique es una planta rastrera muy adecuada para jardines de rocas y borduras. Crece formando densas matas de hoja perenne que brinda estructura al jardín y es un buen fondo para las cabezas de flores blancas que aparecen a finales de la primavera y principios del verano.

Cuando no están en flor, su follaje persistente hace buen acompañamiento a otras flores con condiciones de crecimiento similares, especialmente plantas de rocalla como las rosas alpinas y los primeros bulbos enanos de primavera. Su altura puede llegar a ser de 30 cm, ocupando una extensión de unos 45 cm.

Flores de carraspique

Sutera cordata

bacopa y alegría de la casa
Florecitas de bacopa blanca

Conocida también como bacopa, Sutera cordata es una planta anual de crecimiento tapizante o colgante originaria de las zonas más lluviosas de Sudáfrica. Son plantas que se cultivan como ornamentales en regiones templadas y tropicales. Florece desde la primavera hasta el otoño con flores pequeñas, de cinco pétalos, que pueden ser azules, rosadas y también blancas.

Bacopa, una bonita planta colgante que se llena de flores en primavera

Cerastium tomentosum

cerastium con flores blancas
Canastilla de plata

Llamada popularmente cerastiocanastilla de plata, esta planta de porte rastrero es una excelente cubresuelos muy apropiada para zonas secas y soleadas. Esta planta una herbácea perenne nativa de las regiónes de Crimea y Cáucaso. Florece profusamente a principios del verano, formando un manto de flores blancas sobre el follaje gris plateado. Es muy adecuada para plantar en jardines de rocas o para rellenar huecos en paredes de piedra.

Cerastium tomentosum

Trachelospermum jasminoides

plantas de flores blancas

El jazmin estrellado es muy apreciado por sus flores blancas y perfumadas. Cultívala en una zona soleada, preferiblemente en algún lugar donde puedas disfrutar de su aroma. A pesar de su nombre éste es un falso jazmín que poco tiene que ver con el jazmín comúnJasminum officinale, o el jazmín de invierno, con flores amarillas que no son fragantes

Trachelospermum jasminoides

Plantas con flores blancas para el verano

Astrantia

Astrantia – © wilson hughes

Las astrantias, con sus bonitas flores blancas en forma de pequeñas umbellas, son indispensables para un jardín de aire silvestre. Florecen de junio a agosto, y son adecuadas para sombra parcial y suelos húmedos. Su altura puede llegar a los 60 cm, mientras que el ancho no supera los 45 cm.

rosas

rosas de flores blancas
Rosas de color blanco

Ningún jardín está completo sin una rosa o dos. Hay muchas variedades hermosas de color blanco o blanco cremoso para elegir, como las rosas arbustivas ‘Claire Austin’, ‘William and Catherine’ y ‘York Minster’, o las ramblers como ‘Iceberg’, ‘Wedding Day’, ‘Rambling Rector’ y ‘Félicité Perpétue’. Se cultivan, preferiblemente a pleno sol, aunque algunas toleran algo de sombra.

Cómo plantar rosas y cultivarlas para que den muchas flores

Cistus

Jara
Flores blancas de Jara

Más conocida como jara, ésta es una planta mediterránea de bonitas flores blancas y muy buenas cualidades. Una de sus mejores propiedades es la tolerancia a los suelos pobres, ya que está adaptada a crecer en garrigas y sotobosques. También tolera bien la sequía.

La flor de la jara, que es hermafrodita, produce abundante polen muy atractivo para los insectos. Les encanta a las abejas, que producen la deliciosa miel de jara. Cuando la flor polinizada madura formando cápsulas con pequeñas pero numerosas semillas.

Jara, una planta mediterránea con bonitas flores

Lantana montevidensis

Lantana montevidensis con flor blanca – © Dinesh Valke

Esta variedad rastrera de lantana es otra especie tolerante a la sequía muy apropiada para jardín seco o mediterráneo. Sus flores pueden ser moradas, amarillas o de un blanco inmaculado muy atractivo. La planta puede alcanzar una altura de unos 30 cm y extenderse más de 1 m.

Lantana montevidensis

Jasminum officinale

Jazmín común

El jazmín es un arbusto trepador, originario de las regiones tropicales y subtropicales de Europa y Asia, del que se conocen más de 300 especies diferentes. Jasminum officinalis, el jazmín común, es una de las especies más populares, una planta que desarrolla grandes ramas que crecen enredadas y se llenan de flores en verano.

Las flores del jazmín común son pequeñas, agrupadas, blancas y poseen un dulce e intenso aroma. Se cultivan generalmente en el jardín, guiadas por estructuras que las sustentan, para dar sombra o decorar muros. Si lo plantas cerca de una zona de estar podrás disfrutar de su rico perfume.

Los jazmines más populares

Hydrangea arborescens «Annabelle»

Hydrangea aborescens «Annabelle»

Entre las hortensias también hay variedades de flor blanca, como Hydrangea arborescens «Annabelle», una planta arbustiva de denso follaje y abundante floración originaria de América del Norte. Se trata de una espectacular hortensia con enormes cabezas florales que forman espectaculares bolas blancas de hasta 30 cm de ancho. La planta puede llegar a crecer hasta un metro y medio de altura, y es un espectáculo deslumbrante cuando se llena de flores.

Hydrangea arborescens «Annabelle»

Agapanthus africanus

Agapanto blanco

Aunque quizás sean más populares lo agapantos de flores azules, también hay variedades que producen flores blancas muy bellas. Los agapantos son plantas originarias de Sudafricana con hojas estrechas y alargadas, y vistosas inflorescencias con forma esférica compuestas por muchas flores. Se pueden cultivar en el jardín, formando grupos densos, pero resultan ideales para cultivar en macetas, donde estarán felices con sus raíces apretadas.

Cómo cultivar agapantos

Lilium

Azucena blanca

Llamados también lirios o azucenas, son plantas herbáceas muy apreciadas por sus flores grandes, en forma de trompeta y fragantes. Hay variedades de muchos colores, entre las que destacan blancas. Son plantas bulbosas, perfectas para contenedores y bordes de flores soleados. Pueden llegar a medir 90 cm de alto x 30 cam de ancho.

Cómo plantar y cuidar azucenas

Gaura

gaura
Gaura de flores blancas

El género Gaura, recientemente renombrado Oenothera, comprende multitud de bonitas especies de plantas con flores. Su crecimiento, tupido e informal, los hace perfectos para llenar huecos en macizos soleados, borduras y contenedores. Tienen una larga temporada de floración, generalmente desde la primavera hasta el otoño. Sus dimensiones aproximadas son 1 m de alto x 50 cm ancho.

Cuidados de la gaura

Ammi

Ammi o zanahoria silvestre – © CSFS at UBC Farm

Este es un género de unas seis especies de plantas con flores pertenecientes a la familia de las zanahorias, la Apiaceae. Conocidas también como zanahorias silvestres, son nativas del sur de Europa, el norte de África y el suroeste de Asia. Tienen hojas parecidas a helechos y flores de color blanco o crema que forman umbelas redondeadas y ramificadas

Las especies A. majus y A. visnaga tienen hermosas umbelas blancas de flores que son muy apreciadas por los polinizadores. Es posible que no las encuentres a la venta como plantas formadas, pero puedes obtenerlas a partir de semenillas. Se siembran en septiembre a pleno sol. Alcanzan dimensiones de 1,5 m de alto x 50 cm de ancho.

phlox

Flores de Phlox blanco – © quimby

Los flox son plantas ideales para borduras y jardines de aire silvestre. Florecen durante mucho tiempo, son fragantes, muy fáciles de cultivar en un lugar soleado. Se trata de plantas que presentan pocos problemas de plagas y de enfermedades, por lo que duran años en el jardín. Su tamaño aproximado en de  90 cm de alto x 50 cm de ancho

Equinácea ‘cisne blanco’

echinacea flores blancas
Equinácea de flores blancas

Las flores parecidas a las margaritas de las equináceas encajan en todo tipo de jardines y son muy apreciadas por los polinizadores. Sus colores pueden rosas, púrpuras o blancos según la variedad.  Echinacea purpurea ‘White Swan’ es una de las variedades más bonitas de equinacea blanca, con pétalos caídos y un llamativo centro de color verde anaranjado. Crece mejor en lugares soleados llegando a alcanzar los 60 cm de altura x 45 cm de ancho.

Echinacea purpurea, cultivo y variedades de interés

Cosmos

cosmos flores blancas
Cosmos de color blanco

Las cosmos son plantas anuales semirresistentes que florecen desde mediados del verano hasta las primeras heladas. ‘Purity’ es una de sus variedades blancas, con un tono puro y nítido. Puedes encontrar plantas en un vivero o centro de jardinería, pero son muy fáciles de cultivar a partir de semillas. Elimina las flores que se vayan marchitando para prolongar la floración. Las dimensiones de la mata son 1,2 m de alto por 60 cm de ancho, aproximadamente.

Nicotiana

Nicotiana de flores blancas – © Amy Woodward

Las flores de la planta del tabaco, Nicotiana, son muy apreciadas por su perfume embriagador, que se libera de por la noche. Plántala cerca de un área de descanso para disfrutarla intensamente. Puedes cultivarlas en macetas o en borduras soleadas. A veces se encuentran en los viveros, pero no siempre están a la venta. Se cultivan muy bien a partir de semillas que se siembran en primavera. Deberás protejer las plantas jóvenes de las babosas y los caracoles. La mata puede llegar al 1,2 m de alto y los 60 cm de ancho.

Plantas con flores blancas para el otoño

Dahlia

Dalias de flor sencilla y blanca

Las dalias son conocidas por sus llamativas flores en una gama de colores muy diversos. Hay variedades blancas muy interesantes, como ‘Joe Swift’ y ‘My Love’. Pueden obtenerse a partir de semillas, esquejes o tubérculos en primavera, pero lo más fácil es comprar plantas desarrolladas en el centro de jardinería. Florecen desde finales de verano hasta las primeras heladas. Las de grandes flores necesitan estacas para soportar el peso. También es posible que necesites protegerlas de babosas y caracoles. Crecen hasta el metro de altura y tienen un ancho de unos 65 cm.

Cómo cultivar dalias

Anemone hupehensis

anemona blanca
Anémona del Japón

La anémona japonesa florece desde finales del verano hasta bien entrado el otoño. Sus flores abiertas, en rosa pálido o blanco, flotan sobre tallos altos repletos de un atractivo follaje. Prosperan a la sombra o al sol, según el clima, toleran ciertos periodos de sequía y funcionan bien en macetas. Sus dimensiones se aproximan al metro, tanto de alto como de ancho.

Cultivo y cuidados de la anémona de otoño

Hydrangea paniculata

hydrangea paniculata
Hydrangea paniculata

Las variedades de Hydrangea paniculata comienzan a florecer a mediados del verano y continúan hasta bien entrado el otoño. Sus flores, blancas cuando son jóvenes, van adquiriendo matices tintos al envejecer. Prosperan en suelo húmedo y bien drenado con sombra parcial. Su altura puede llegar al 1,2 m y desarrollan una anchura de un metro.

Abelia grandiflora

abelia, una planta de exterior muy fácil de cuidar
Abelia, plantas de preciosas flores blancas en forma de campana

La abelia es un atractivo arbusto semiperennifolio que produce masas de flores perfumadas de color blanco-rosado a fines del verano y el otoño. Al caer las flores, los cálices rojizos permanecen en la punta de las ramas duarnte mucho tiempo, por lo que la planta resulta atractiva durante toda la temporada. Puedes cultivarla en maceta o en el suelo, donde se hará un arbusto grande de 3m x 3m.

Cuidados y cultivo de la abelia

Aster

aster de flores blancas
Flores de Aster blanco

Es probable que también conozcas esta bonita plantas con el nombre de margaritas de San Miguel. Son de las plantas que más tarde florecen, muchas en tonos azules o rosa, aunque también hay disponibles algunas variedades blancas, como Aster novi-belgii ‘White Ladies’ y ‘Oktoberlicht’. Prosperan en lugares soleados y les gusta el suelo húmedo. Su tamaño: 90 cm de alto x 50 cm de ancho.

Aster, flor de otoño

Erigeron karvinskianus

plantas con flores blancas: erigeron
Pequeñas margaritas cimarronas blancas

Las pequeñas margaritas cimarronas también podrían haberse incluido en las secciones de primavera o verano de este artículo, ya que florecen durante muchos meses. Es una planta fabulosa con diferentes usos: puedes emplazarla el frente de un borde, dejar que crezca entre las grietas de las paredes y el suelo, o plantarla en una maceta para que sus tallos y flores se derramen por los bordes. Debes ubicarla en un lugar muy soleado para que tenga una gran floración. No crecen más de 30 cm de altura y se extienden unos 40 cm.

Cuidados de Erigeron

Nerine

Nerine, plantas con flores blancas
Nerine blanca – © Anubis

Las nerines presentan una estupenda exhibición de flores, parecidas a lirios, a finales de otoño. Se encuentran principalmente en tonos rosados y rojos, pero también las hay en blanco puro: Nerine bowdenii ‘Alba’, es un ejemplo. Planta los bulbos en primavera o compra plantas ya desarrolladas en el vivero, en otoño. La debes plantar a pleno sol, en un suelo o maceta que tenga buen drenaje. en el centro de jardinería en otoño. 

Nerine, bulbos con flores en otoño

Colchicum autumnale

Colchicum autumnale

Las flores de los colquicos, también llamados azafranes de otoño, aparecen antes incluso que el follaje de la planta, como si aparecieran de la nada. A pesar de su nombre no se trata, en absoluto, de azafranes, forman parte de la familia de las liliáceas. Planta los pequeños bulbos en agosto para que se naturalicen en el césped, debajo de los árboles o al frente de las borduras. Las flores varían en color, desde el rosa más pálido hasta el púrpura, o el blanco puro. Son plantas pequeñitas de unos 10 x 10 cm de tamaño.

Azafrán silvestre, crocus de otoño o azafrán de la pradera

Chrysanthemum

crisantemo de flores blancas
Crisantemo de flores blancas

Los crisantemos ofrecen una profusa floración tardía que va desde septiembre hasta noviembre. Son muy populares los tonos otoñales rojos, granate, ocre, etc., pero también hay bonitas plantas de flores blancas. Suelen aparecer a la venta en los viveros y centros de jardinería desde finales del verano. Prosperan en suelo húmedo pero bien drenado en un lugar soleado y protegido. Son plantas perennes que se suelen cultivar como anuales, pero puedes guardarlos hasta la siguiente temporada de floración.

Cuidados de los crisantemos

Ciclamen

Flor blanca de ciclamen

El ciclamen es una planta perenne bastante resistente. Tiene delicadas hojas de color verde oscuro con tintes plateados según la variedad. Las flores aparecen en otoño en tonos rosas o blancos. Es perfecta para cultivar en la base de pequeños arbustos y árboles o en el frente de una bordura del jardín. Su tamaño depende de la variedad, pero todas son de tamaño relativamente pequeño.

Cuidados del ciclamen

       

Newsletter

Apúntate y recibe nuestras publicaciones en tu correo

* Necesario