Ceropegia woodii es una planta suculenta que siempre me ha fascinado, hace algún tiempo conseguí un esqueje que planté en una maceta grande junto a otro arbusto y la olvidé. Más que olvidar, la realidad es que nunca encontraba el momento de pasarla a su propia maceta, pero eso ya está arreglado y ahora mi pequeña ceropegia tiene un lugar en el que podrá crecer y lucir sus flexibles ramas colgantes.

Ceropegia, collar de corazones

Me regalaron un pequeño esqueje de la planta que era como un hilillo del que pendían cuatro o cinco corazoncitos. Los corazoncitos son las hojas, su forma y porte cuando las ramas son largas, recuerdan un rosario. Por eso se la conoce también como collar de corazones, enredadera rosario o rosario de corazones.

Planta ristra de corazones

Ceropegia woodii, es una planta suculenta perenne de tallos rastreros o colgantes que, en condiciones propicias, pueden alcanzar los 4 metros de longitud. Como ves, a la mía todavía le queda mucho camino por recorrer. Las hojas son pequeñas, de 2 centímetros como mucho, con forma de corazón y la variedad que yo tengo son verdes por haz y rosas por el envés. No sé si es así en todas las variedades. Las raíces de la planta salen de un tubérculo redondo, bastante grande en comparación con la planta, donde almacena agua. En los tallos también se forman pequeños tubérculos aéreos (también reservas de agua) que cuando rozan el sustrato, emiten raíces con mucha facilidad. En la siguiente foto se distinguen bien.

Ceropegia, hojas de corazón

De la flor solo puedo hablaros por referencias porque la mía no ha florecido nunca. Tiene forma de jaula diminuta donde retienen cautivos a los insectos hasta que es polinizada y luego lo sueltan.

La Ceropegia woodii es endémica de zonas subtropicales y tropicales de Africa y solo se pueden cultivar al aire libre en climas cálidos, donde no hiele, mejor si se mantienen por encima de los 10ºC. En climas fríos se cultivan como plantas de interior, en un lugar muy luminoso, con sustrato poroso que drene bien y regando poco, solo cuando la tierra se seca.

Ceropegia woodii

De momento mi planta es pequeña, yo le dedico los mismos cuidados que al resto de suculentas y aunque crece despacio, parece que se desarrolla bien. A ver si ahora que la tengo en una maceta dedicada la puedo poner en un lugar más apropiado y progresa mejor. Con un poco de suerte incluso puede que llegue a enseñaros alguna flor. De momento es solo un bebé 🙂

Hojas acorazonadas de ceropegia

Ceropegia, suculenta con hojas de corazón