Tagete erecta, una flor que da brillo y alegría al otoño

Tagete erecta, una flor que da brillo y alegría al otoño

Tagete erecta es su nombre científico, pero la mayoría de la gente la llama sencillamente tagete, clavelón de la India o caléndula africana. Se trata de una planta anual fácil de cuidar que presenta grandes flores naranjas o amarillas, con unos tonos tan vivos y brillantes que iluminan cualquier jardín. Es una especie de la familia Asteraceae (compuestas), nativa de México donde crece silvestre. Es más conocida allí con otros nombres: cempoal, nubilé o periquillo, entre otros.

Los tagetes son matas que prosperan a pleno sol y en suelo bien drenado, tanto en la tierra del jardín como en macetas. Florecen de mediados de verano a mediados de otoño, por lo que son una opción para dar colorido y atraer insectos polinizadores al jardín cuando ya no hay flores de primavera.

Tipo de planta

Es una planta anual – esto quiere decir que solo vive una temporada – se desarrolla, florece y da frutos en el mismo año, después muere. La forma original de los clavelones más silvestres ha sido superada por la gran cantidad de variedades e híbridos nuevos que existen en la actualidad, con flores realmente vistosas. Las hay tan grandes y pesadas que pueden romper los tallos si no se manipulan con cuidado.

La lista de variedades sigue aumentando, y todas las plantas juegan un papel importante en los esquemas de jardín y en las plantaciones en macetas. Algunos tagetes son plantas muy aromáticas, todas resisten bien el calor y la sequía. Eliminar las cabezas florales marchitas, cuando no se desea conseguir semillas, prolongará la floración durante todo el verano y parte del otoño.

Dimensiones máximas

Altura máxima: 90 cm

Ancho máximo: 30 cm

La caléndula no se hace una planta muy grande, pero conocer sus proporciones nos será de gran ayuda al diseñar la plantación del jardín, para dejarle el espacio que la planta ocupará de adulta.

Época de floración del clavel de la India

Son matas que florecen de mediados de verano a mediados de otoño. 

Flores

Las flores, con numerosos pétalos pequeños, forman un gran capítulo floral en forma semicircular o globular que en algunas variedades puede llegar a los 12 cm de diámetro. Las flores, de color amarillo o naranja, aparecen sobre tallos largos por encima del follaje. Existen híbrido con cabezas florales en dos colores.

Hojas

Hojas pinadas de 6 a 10 cm de largo y 4 o 4,5 de ancho, de color verde claro y aroma ligeramente picante.

Cultivo del tagete

Temperatura y resistencia a las heladas

La planta no resiste el invierno y tampoco las semillas en el suelo del jardín. Para conservar las simientes debemos recogerlas y guardarlas en el interior.

Tipo de suelo

Le gustan todo tipo de suelos, tanto ácidos como alcalinos. Crece mejor en sustratos ligeros, frescos y ricos en sustancias orgánicas.

Luz

Mejor a pleno sol pero también en una sombra suave.

Riego

El tagete desarrolla un sistema radical numeroso y compacto, por lo que llega un momento en que el sustrato no tiene capacidad de retener el agua. Por este motivo, conforme la planta envejece, los riegos deben ser más frecuentes: al menos tres veces por semana, dependiendo del clima.

Hay que evitar excederse con el riego, es una planta que sufre menos la sequía que el exceso de agua. Cuando se riega en exceso, las raíces comienzan a pudrirse y las hojas se vuelven marrones y mueren. Demasiada agua también puede provocar la aparición de hongos. 

Cuándo se plantan los tagetes

Época de plantación

La mejor época para plantar clavelones es en primavera, nada más pasen las heladas.

Distancia de plantación

En grupos pequeños o formando conjuntos más grandes (a gusto de cada jardinero) dejando 25 cm entre plantas.

Reproducción

Las semillas pueden guardarse de un año para otro conservadas dentro de casa, en un lugar seco, fresco y oscuro. A la siguiente primavera, después de cualquier posible helada, se pueden esparcir sobre el suelo del jardín. También se puede comenzar antes la siembra en semilleros calientes, y más tarde trasplantar al jardín o a macetas en el exterior.

Usos y cuidados generales

El clavelón de la India se cultiva en muchos países como flor cortada ornamental, especialmente para ceremonias religiosas. También es una planta con usos medicinales, como barreras contra insectos, y un complemento alimenticio para aves de corral. Además, tiene pigmentos que se utilizan con fines tintóreos.

Uso en el jardín

En jardinería se incluyen en arriates de anuales, borduras mixtas y perennes. Es una planta adecuada para crear macizos en masa y formar alfombras de color, también crecen bien en macetas con tierra de buena calidad.

Si se colocan en un lugar soleado y cálido, los tagetes no cesan de florecer hasta las primeros fríos y heladas de octubre. Tolera posiciones medio sombreadas, pero su apariencia visual será menos atractiva. Combinan muy bien con caléndulas, acianos, lobelias o equináceas.

Cuidados de la planta

El tagete es una planta de bajo mantenimiento que no necesita demasiada atención. Resulta interesante eliminar las flores marchitas para desinhibir la formación de semillas y que la mata se centre en seguir produciendo flores nuevas.

Plagas y enfermedades

No es una planta propensa a plagas ni enfermedades, ni siquiera atrae caracoles o babosas. Hay que evitar regar en exceso para prevenir la aparición de hongos que pudran la plantas. Si descubres algo preocupante en tus tagetes, puedes consultar nuestro artículo de plagas y enfermedades de las plantas para identificar los síntomas.

Otros posibles problemas

Las plantas jóvenes pueden presentar un aspecto débil, pero se desarrollan enseguida, en cuanto se trasplantan al suelo del jardín o a macetas grandes.

Variedades de interés

Variedades Inca

Tienen flores de color dorado, anaranjado, amarillo y de varios colores combinados. Alcanzan una altura de 25-28 cm.
Tagete Inca

Variedades Lady

Se pueden conseguir de color amarillo, amarillo rojizo, anaranjado y de varios colores combinados. Altura entre 38-45 cm.
Tagete Lady

Variedades Jubilee

Los hay con flores amarillas, dorado, naranja y varios colores mezclados. Son una de las variedades más altas, con de 60-90 cm de altura.

Tagete Jubilee
Si eres de los afortunados de contar con esta planta en tu jardín, nos encantará que nos cuentes tu experiencia con ella.
Kniphofia uvaria, tricoma o planta de fuegos artificiales

Kniphofia uvaria, tricoma o planta de fuegos artificiales

Kniphofia uvaria es una planta herbácea, perenne y siempreverde, originaria de Sudáfrica, con unas exóticas inflorescencias de colores cálidos y vivos ideales para decorar jardines. Puede que la conozcas con otros nombres como flor del pavo, tritoma o planta de fuegos artificiales, todos ellos relacionados con su singular morfología y colorido. Si quieres un toque de color vibrante en tu jardín, ésta es una opción a tener en cuenta.

Qué tipo de planta es la kniphofia

Es una planta perenne, esto quiere decir que puede vivir muchos años, e incluso es aconsejable dividir las matas cada 4 o 5. Su follaje es siempreverde, lo que asegura que siempre se verán sus bonitas hojas alargadas, incluso cuando no sea su periodo de floración.

Dimensiones cuando la planta es adulta

Altura máxima: entre 90 y 150 cm

Ancho máximo: 90 cm

Es importante conocer las dimensiones que alcanzará la planta cuando esté plenamente desarrollada, ya que lo más probable es que llegue a ocupar todo ese espacio, invadiendo e incluso ahogando otra planta que esté a su lado.

Época de floración de la tritoma

Son matas que florecen a finales de verano

Flores

La kniphofia florece formando inflorescencias. Cada una de ellas aparece sobre tallos largos y fuertes, con forma de espiga piramidal y compuesta por flores tubulares de 3-4 cm de largo. Puede ser monocroma o bicolor, con tonalidades entre amarillo, naranja, crema y rojo.

Hojas

Las hojas de esta planta son liguladas, de 45 a 60 cm de largo y 3 o 4 cm de ancho. De color verde intermedio.

Cultivo de la Kniphofia

Temperatura y resistencia a las heladas

Es una planta bastante resistente que puede soportar heladas de hasta -10ºC. El rango de temperaturas ideal para su cultivo y buen desarrollo está entre los 15-25ºC

Tipo de suelo

Las tritomas toleran casi todo tipo de suelos, alcalinos o ácidos, siempre que tengan buen drenaje y suficiente compost.

Luz

Lo ideal para esta planta es un lugar donde reciba algunas horas de sol pleno, así no tendrá ningún problema para florecer. También puede tolerar semisombra, pero eso redundará en menor número de flores.

Riego

La Kniphofia necesita riegos regulares, procurando que el suelo siempre esté ligeramente húmedo. Es muy importante que no le falte agua durante el primer año de vida, hasta que la planta se aclimate y enraíce. En verano puede ser necesario regar un par de veces al día, mientras que en invierno se puede reducir al mínimo.

Cuándo se plantan las kniphofias

Época de plantación

Se puede plantar a raíz desnuda desde mediados de otoño hasta mediados de primavera. Si la planta está enraizada, en maceta, se puede plantar en cualquier momento, aunque hay que ser prudentes si se trasplanta en épocas de mucho calor.

Distancia de plantación

En solitario o en grupos, guardando entre 90 y 120 cm de distancia entre ejemplares.

Reproducción

La mejor forma de reproducir la Kniphofia es dividir las matas que ya están aclimatadas. La división debe realizarse entre mediados de otoño y principio de primavera. También se puede reproducir por semillas, como cualquier planta perenne, sembrando en primavera en invernaderos para mantener humedad constante hasta que la simiente germine.

Usos y cuidados generales

Uso en el jardín

Por su altura, la Kniphofia es una buena candidata para plantar en la parte intermedia o posterior de un arriate de perennes o una bordura mixta. También es adecuada para plantar formando masas, como especie aislada en puntos fijos del jardín.

Aunque donde mejor luce es en una bordura o como ejemplar, formando islas en el jardín, la Kniphofia uvaria también se puede cultivar en macetas. Lo aconsejable, es este caso, sería escoger una maceta grande y profunda donde la planta pueda desarrollar su potencial.

Cuidados de la planta

Esparcir abono orgánico (humus, compost, gallinácea, etc) en la base de las matas a finales de invierno. Así, cuando la planta salga de su letargo invernal, encontrará una buena dosis de alimento. Después de la floración, es conveniente aplicar un fertilizante líquido. Cortar las flores marchitas conforme se mustian. El otoño es un buen momento para eliminar el follaje viejo.

Plagas y enfermedades

No es una planta propensa a las plagas de insectos, aunque siempre puede ocurrir que en determinadas circunstancias sufra un ataque. Tampoco es propensa a hongos en las hojas, pero si el suelo, en su base, está encharcado mucho tiempo, puede pudrirse la raíz. Puedes consultar nuestra lista de plagas y enfermedades de las plantas si necesitas identificar algún síntoma extraño que notes en tu planta.

Otros posibles problemas

Es una planta que puede tardar un par de años en aclimatarse y comenzar a florecer.

Variedades de interés:

Kniphofia uvaria “Buttercup”

Una bonita variedad de kniphofia que se caracteriza por tener flores de color amarillo puro, sobre tallos que pueden llegar a 105 cm de altura.
 
Kniphofia uvaria "Buttercup"

 

Kniphofia uvaria “Mount Etna”

Esta variedad de tritoma exhibe grandes flores de color terracota que alcanzan una altura de hasta 105 cm. Muy llamativa por el tono intenso de las cabezas florales.

Kniphofia uvaria "Mount Etna"

 

Kniphofia uvaria “Royal Standard”

Florece en tonos naranja y dorado intenso, siendo su altura algo más baja que la anterior: unos 90 cm. Los estambres largos que sobresalen de los pétalos, le dan un aspecto despeluchado por abajo.

Kniphofia uvaria "Royal Standard"

 

Kniphofia uvaria “Yellow Hammer”

Sus inflorescencias son amarillas, verdosas en la punta hasta que las flores más altas se abren, y de 90 cm de altura máxima.

Kniphofia uvaria "Yellow Hammer"

El cultivo de Kniphofia uvaria no es nada complicado, siendo una planta de jardín muy interesante con la que se consigue un fuerte impacto visual en el jardín.

Echinacea “Summer colors”

Echinacea “Summer colors”

La Echinacea es una planta muy atractiva por sus vistosas flores con forma de margarita. Aunque es autóctona de las llanuras de América del Norte, se ha extendido por todas las regiones con climas cálidos debido a su resistencia al ambiente caluroso y cierta tolerancia a la sequía. Es muy apreciada, no solo por su belleza y su capacidad para atraer mariposas , sino también por su valor medicinal.

Dicho esto, hoy quiero enseñaros una nueva Echinacea que he incorporado al jardín. Según indica la etiqueta, se trata de Echinacea “Summer Colors”, con flores de un color amarillo vibrante y muy cálido.

Cuidados

La Echinacea es una planta vivaz que se utiliza, principalmente, para crear parterres y macizos de flores. Florece mejor con exposiciones soleadas, pero puede tolerar algo de sombra, y requiere un riego moderado durante todo el año que debe incrementarse durante el periodo de floración: de junio a septiembre.

Hablar del riego, en general, es algo complicado. La cantidad de agua que la planta necesita depende siempre del clima y la ubicación. A pleno sol, en un clima seco como el mío y en verano, necesito regarlas a diario. Pero en climas húmedos la frecuencia será muy distinta.

A esta especie le gusta el suelo uniformemente húmedo y bien drenado, y tolerará la sequía una vez establecida. Crece mejor en suelos ricos en materia orgánica y se adapta a cualquier tipo de pH. Lo que no tolera son los suelos salinos.

Esta bonita planta herbácea es, además, muy rústica. En algunos textos se indica que puede soportar temperaturas hasta -30ºC. Con el frío perderá toda la parte aérea, que resurgirá a la siguiente temporada cálida. La altura de las ramas puede llegar a los 80 cm. Las flores no son fragantes, pero sí muy llamativas.

Entre las características especiales de esta planta destaca su capacidad de atraer insectos beneficios como abejas y mariposas. También tiene compuestos analgésicos y antibióticos que se utilizan en la producción de algunos medicamentos.

De dónde proviene su nombre

Esta planta toma su nombre de vocablo griego “echino”, que significa espinoso o erizo, debido a la forma de su cabezuela floral.

La Echinacea forma parte de la familia Asteraceae y es común a todas ellas las inflorescencias con disco central y lígulas a su alrededor. En el caso de esta planta, el centro tiene forma de cono y las lígulas exteriores se abren hacia abajo.

Hay muchas especies naturales de equináceas, de colores muy variados, pero “Summer colors” es una variedad cultivada por el hombre. Una de las muchísimas que se pueden encontrar con distintos colores y formas ligeramente diferentes.

Multiplicación

La Echinacea se puede conseguir a partir de semillas. Las semillas, se siembran a poca profundidad (con cubrirlas un poco basta) en primavera. La germinación se produce transcurridas 3 o 4 semanas.

Hay quien prefiere sembrar en el otoño, para permitir la estratificación en frío. Este es un proceso por el cual la semilla se congela y descongela repetidamente, suavizando la cubierta de la semilla y estimulando el crecimiento embrionario. Así se aumenta la probabilidad de éxito para lograr plantas vigorosas y sanas en primavera.

Según tengo entendido, la multiplicación por siembra es una tarea bastante sencilla, aunque también puede hacerse por división de mata.

Si quieres dividir una planta de equinácea, elige un bonito día de primavera u otoño. Tienes que extraer la mata del suelo con cuidado, para dañar lo menos posible las raíces, y cortar el cepellón en porciones de al menos 15 cm de diámetro.

Mantenimiento

La Echinacea es una planta de bajo mantenimiento, pero hay que realizar algunos cuidados para que la planta luzca bonita y haga muchas flores.

Para promover la floración es conveniente retirar las flores que ya están marchitas. También puedes cortarlas cuando están frescas para formar ramos y arreglos. Elimina las hojas secas y los tallos muertos.

Aunque no requieren mucho alimento, conviene agregar abono orgánico cuando comienzan a formarse las primeras hojas y ramas. Este nuevo aporte de nutrientes contribuirá a que crezcan sanas y vigorosas.

Las equináceas no son plantas propensas a las enfermedades o al ataque de los insectos. Yo he cultivado dos variedades diferentes y nunca he tenido problemas. He leído en algún sitio que pueden coger algo de oídio, pero es fácil eliminarlo pulverizando con una mezcla de 1/2 cucharadita de bicarbonato de sodio y 1/2 de jabón líquido en 2 litros de agua. Pero conste que yo nunca he tenido que probarlo con las mías.

Euryops pectinatus o margarita amarilla

Euryops pectinatus o margarita amarilla

Euryops pectinatus es un arbusto vigoroso, denso y de forma redondeada que produce unas margaritas amarillas muy vistosas. Es una planta muy popular, el color brillante de sus flores y su prolongada floración aportan gran interés al jardín durante casi todo el año. Además, es una planta muy resistente a enfermedades y plagas. Yo nunca he tenido problemas con ella.

En primavera se llena de flores hasta que el intenso calor veraniego la hace decaer, pero en otoño retoma la producción de margaritas y continúa floreciendo incluso durante el frío del invierno. Entonces es buen momento para podarla, controlando así el tamaño del arbusto y ayudando a que ramifique y se formen más botones florales.

La mejor ubicación para la margarita amarilla es a pleno sol. También crecerá bien a semisombra, pero cuantas más horas de luz solar reciba, mejor florecerá. Es una planta que tolera cortos periodos de sequía. Sin riego, las flores se marchitan y la planta languidece ligeramente, pero aguanta así varias semanas y es capaz de recuperarse cuando se vuelve a regar. En esto tengo experiencia, mi planta ha soportado algún verano con problemas en el riego automático y siempre se ha recuperado.

Se debe cultivar al exterior, en el suelo del jardín o en una maceta grande. Siempre hay que tener en cuenta que las macetas no retienen la humedad y se calientan mucho más que el suelo, en contenedores hay que tener más cuidado con el riego.

Con el tiempo, la mata de margaritas se va volviendo leñosa. Para evitar que la planta envejezca, es conveniente podarla de manera regular. Yo lo hago en invierno, cuando hace más frío y la planta está en reposo. Corto las ramas todo lo que puedo, dejando siempre algunas hojitas verdes en cada rama. Durante el resto del año también la recorto para mantener la forma y elimino las flores marchitas para favorecer la formación de flores nuevas.

Una breve ficha resumen sobre esta planta:

Nombre común: margarita amarilla

Nombre científico: Euryops pectinatus

Familia: Asteraceae

Origen: Sudáfrica

Luz: pleno sol

Temperatura: -8ºC de mínima

Riego: regular, aunque resiste periodos de sequía

Altura potencial: 1,5 m

Ancho potencial: 1,5 m

Portulaca

Portulaca

La portulaca del jardín está en uno de sus mejores momentos. Es una planta que se da muy bien en nuestro clima y aunque en lugares más fríos se comporta como anual, aquí es una vivaz que llega a vivir muchos años. Si alguna vez la hemos perdido ha sido más por negligencia nuestra que por factores climáticos.

Tanto en maceta como en el suelo del jardín, las portulacas son muy ornamentales. Es una planta suculenta, de pequeñas hojas carnosas, porte rastreo y poca altura que produce gran cantidad de flores de muy variados colores. En otras ocasiones la he tenido en muchos tonos diferentes: rosa, blanco, rojo, anaranjado, etc., ahora solo la tengo amarilla.

Portulaca es un género de la familia Portulacaceae, y comprende alrededor de 100 especies distintas procedentes de los trópicos y regiones cálidas templadas. También se la conoce como flor de seda o verdolaga. La verdolaga común (Portulaca oleracea) es una planta invasora que abunda en zonas de cultivo y resulta muy molesta para el agricultor. Es, sin embargo, una planta comestible con propiedades nutritivas que se puede ingerir tanto cruda como cocida.

La portulaca es muy fácil de multiplicar por esqueje o división de mata en primavera u otoño. A pleno sol florecen desde el verano hasta casi el invierno produciendo flores con forma de copa. Existen variedades de flor sencilla (nuestras favoritas) o de flor doble.

Cultivo de la portulaca

  • Luz: Pleno sol
  • Agua: Durante el período vegetativo necesitan riegos moderados, dejando que el sustrato se seque entre riego y riego. No toleran el encharcamiento ni humedad continua en el suelo.
  • Suelo: Suelos de cualquier condición siempre que drenen correctamente
  • Fertilizante: Una aplicación de abono orgánico en primavera y otra en otoño otoño

Cuidado General

La portulaca tolera muchos tipos de tierra, pero prefiere sustratos arenosos que drenen con facilidad y a plena la luz del sol. Son plantas muy adecuadas para condiciones de mucho calor y sequía. Se autosiembran con facilidad y puede ser necesario intervenir para contenerlas y que no se esparzan demasiado. Otra característica de estas plantas es que tienen un sistema de raíces muy superficial, una opción a tener en cuenta en jardines con suelo poco profundo.

Para nosotras es una planta muy fácil y vistosa por lo que la recomendamos en cualquier jardín de clima templado. Muy apropiada para alegrar una zona de suculentas más rígidas y de floración más reducida.

¿Tienes alguna en casa?¿Qué tal se te da?