Ayer cayó una buena tormenta sobre el jardín y, aunque las plantas agradecen el agua, a las rosas abiertas no les viene nada bien. De manera que antes de que lloviera a mares, salí y corté las que ya estaban abiertas…, por lo menos las disfrutaré en jarrones dentro de casa.

Los rosales que tengo son variedades reflorecientes, así que espero que pronto me regalen unas cuantas flores más. De momento parece que va a seguir lloviendo.

Evelyn

Landora

Acrópolis

Evelyn

(Desconocida)

 

Alain Souchon