El verano no es la estación ideal para comenzar a plantar un jardín, pero fue a comienzos del estío cuando finalizaron las obras en casa y eso condicionó la plantación. A pesar del calor que hacía, necesitaba cubrir el suelo para que el polvo no lo invadiera todo y para que, en caso de lluvias, el agua no arrastrara la tierra. Las elección de las plantas estuvo bastante limitada por lo que encontré en los viveros pero, aún así, estoy contenta con la evolución de nuestro pequeño jardín durante estos tres escasos meses de vida que tiene.

Hoy os traigo algunas fotos recientes y otras, más antiguas, para comparar. Las tres primeras, sobre todo, reflejan tres instantes muy diferenciados: la primera es de junio, acabado pero sin vegetación; la segunda, recién plantado, y la tercera, como está hoy mismo. El resto son detalles de las plantas que he puesto. ¡Espero que os guste!

Mi jardín recién acabado
mi jardín recién sembrado
mi jardín ahora

El primer gran reto, tras el cambio, era que el olivo enraizara bien en su nuevo emplazamiento, y eso, por fortuna, ha sucedido sin el menor problema. Después, conseguir una alfombra verde y fresca, que sembrando en la época de más calor del año, tampoco parecía cosa fácil. Tuvimos algún contratiempo con los hongos, pero bajando un poco el riego también se solucionó. Mi siguiente deseo es que los tres trachelospermum que hay en ese muro de la imagen anterior lleguen a cubrir toda la pared. Hemos puesto unos alambres para guiarlos y las plantas se han ido enredando bastante bien. Han crecido mucho, pero llevará algunos años conseguir que formen un muro verde. ¡Hay que tener paciencia!

verbena bonariensis

El resto de plantas tienen una función más decorativa, por eso elegí hierbas de temporada, como estas verdolagas, para conseguir muco color rápidamente. También hay salvia, una de mis plantas favoritas, romero, verdenas rastreras y verbena bonariensis, que crece erguida. Una gaura blanca, un par de gauras rosa, y una matita de cosmos de los que sembré en primavera.

flores
cosmos
romero, verbenas y portulaca
salvias
olivo y bordura
buganvilla
romero postrado

Este es mi nuevo jardincito; en realidad es una nueva versión de mi jardín de siempre, un lugar donde espero vivir tan buenos momentos como en la etapa anterior y compartirlo con vosotros. Os seguiré contando cosas de él.